Tips de mantenimiento regular preventivo para BICICLETAS

Cada vez se populariza más la bicicleta como medio de movilidad urbana. Son más las personas que eligen este transporte para ir a la facultas e incluso el trabajo, por una forma ágil de ir evadiendo las largas filas de autos y motos de los embotellamientos en hora pico, poder acortar camino por parques y el uso de vías selectivas exclusivas como bicisendas o ciclovías, las que permiten una circulación segura.

bibcicletas, bicisenda, ciclovía, movilidad urbana en biciclosPero, para poder circular de forma segura en bicicleta, debemos tener el vehículo en condiciones… y al hablar de bicicleta, tenemos dos importantes “máquinas” que cuidar y mantener: los fierros, partes móviles y elementos de seguridad del vehículo en sí; y las del conductor y “motor” humano, el cuerpo, el estado físico y la mente ágil, atenta, estar lúcidos.

Además, en el caso de bicicletas y motos, que estamos expuestos muchísimo más a cualquier tipo de golpe, sea por un accidente o siniestro vial. Ya veremos en otra publicación el equipamiento mínimo, necesario y obligatorio para circular en bicicleta, pero ahora nos detendremos más en el aspecto técnico del mantenimiento.

Mantenimiento Regular y Preventivo de Bicicletas

Como decíamos, en el uso de la bicicleta como paseo, transporte o deporte, hay dos componentes muy importantes que hacen al funcionamiento y desplazamiento: el cuerpo, la persona que la conduce e impulsa; y la bicicleta en sí, el aparato, el equipo de metales y piezas que transforman y transmiten la fuerza de impulso a las ruedas…

¿Cómo mantener el buen funcionamiento de una bicicleta?

  • Presión adecuada de los neumáticos: SIEMPRE hay que recordar que el único contacto con el suelo es a través de las ruedas, y no solo para rodar, sino que el frenado también tiene suma importancia, extra del accionar los frenos y que estos respondan. Dependiendo el rodado y fabricante, habrá una presión sugerida de inflado, aunque también se puede hacer “a ojo”, hay que tener la precaución que tenga un nivel moderado y no en extremo inflado ó demasiado blanda.
  • Control de la huella y rayos: siguiendo con las ruedas de la bicicleta, el control de la huella es fundamental hacerlo periódicamente, ya que esto permitirá tener buena adherencia en la superficie donde transitemos. Punto a tener en cuenta es, si vamos a conducir en asfalto, no deberíamos de usar una rueda para césped o tierra; el dibujo es diferente. Los rayos suelen aflojarse, controlarlos, en especial después de travesías intensas, es super importante para evitar imprevistos.

Una rueda sin el dibujo y presión de inflado adecuados, puede producir conducción inestable, haciendo que uno resbale de forma fácil y perdiendo el control con golpes y daños graves aún a baja velocidad.

  • Lubricación y tensado de la cadena: este componente es el que une las piezas del conjunto pedales y corona, con la transmisión de fuerzas hacia el o los piñones de la rueda trasera. Ejerce permanentemente fuerza, tracción, esfuerzo y roce. Mantener una adecuada tensión (ni muy ajustada, ni suelta por demás), y lubricación, hará que la fuerza ejercida al pedalear se aproveche en movilizarnos, al tiempo que mantendremos la seguridad y vida útil de los componentes.
  • Regulación de frenos en una bicicleta: son muy importantes, y deben ser preferentemente revisados por un bicicletero o persona idonea que los ajuste adecuadamente. Existen diferentes tecnologías de frenos para bicicletas: los tradicionales con pastillas, y diferente mecanismo de compresión; los más modernos, frenos a discos para bicicletas. Dependiendo el uso que se le de, la necesidad de frenado, serán más adecuados unos u otros.

mantenimiento service bicicletasLos frenos de la bicicleta deben permitir una detención a distancia segura, pudiendo mantener una posición estable, siempre que se circule a velocidad prudente. Esto sucede si contamos también con buenos neumáticos, superficie adecuada y la agilidad mental que requiere la situación. Si la detención es repentina, el sistema de frenos puede trabarse o que perdamos el control y caigamos.

Conocé los próximos feriados

  • Limpieza y mantenimiento de todo el conjunto: el lavado de una bicicleta es diferente al tradicional lavado de agua y jabón que uno pudiera realizar al lavado de un automovil o motovehículo; ya que el agua promoverá la formación de óxido y pérdida de la lubricación. Pero, el exceso de tierra, grasa vieja acumulada, arena y barro, producirá más que rayones o afectar el aspecto: en los engranajes y cadena la arena pasa a ser corrosiva, desgasta componentes, acumula humedad y genera óxido. Consulte con el fabricante las recomendaciones para el lavado de su bicicleta.
  • Limpieza de elementos reflectivos de la bicicleta: mantener limpios y bien orientados los “ojo de gato”, cintas reflectivas, y elementos de iluminación, harán a la seguridad en la circulación por todo tipo de terreno, haciéndonos visibles, en especial por la vía pública.

Por el volumen, que se hace “más escurridiza”, ágil y la exposición que se tiene, es necesario por protección e incluso “amor propio” el hacerse lo más visible que sea posible. No es para nada exagerado el uso de prendas reflectivas o en colores llamativos, aún circulando de día.

¿Cómo mantenernos saludables al andar en bicicleta?

El ejercicio físico moderado, cuidando el cuerpo y la alimentación equilibrada, hacen a los hábitos y conductas saludables. El ejercicio debe contar con el balance de esfuerzo acorde a nuestro estado corporal, movilidad de todos los grupos musculares, y complementar los mismos con una nutrición que nos brinde los elementos minerales, grasas saludables, vitaminas, proteínas y otros componentes necesarios.

paseos en bicicleta, mountain bike, cicloturismo

Siempre se debe planificar previamente la ruta, y aumentar la distancia y exigencia de acuerdo a la confianza en la bicicleta y el estado físico.

También es importante una previa hidratación, durante y posterior al ejercicio físico, en especial en épocas de calor. Durante todo clima, se debe tener en cuenta que “el viento” que se genera en rededor del cuerpo por el simple movimiento, aún con ropas adecuadas, genera una mayor evaporación del sudor. Necesitamos mantenernos hidratados permanentemente, y el agua es el mejor líquido para este fin.

Lo muy positivo del ejercicio, recreación y transporte en bicicleta, es que se aprovecha gran parte de la fuerza ejercida en el movimiento. El contar con “cambios”, permite ir modificando la forma en que ese esfuerzo físico se transmite, y hacer más liviano el empuje ó aprovechando de otra manera el impulso. Se tiene bajo impacto en las articulaciones, sobre todo de las rodillas, siendo ideal para acompañar procesos de rehabilitación ó de fortalecimiento.

Por sólo mencionar a nivel orientativo, algunos de los alimentos positivos para el ejercicio físico son aquellos que aportan fibras (cereales integrales, verduras de hoja), azúcares naturales (frutas), y minerales que se requieren en cantidad por los músculos, tales como el potasio (la banana es rica en este mineral), magnesio, calcio (abundante en la leche), entre otros. Lo más adecuado es alimentarse de forma variada, y en caso de duda recurrir a un especialista de la nutrición o el médico de cabecera, evitando la auto medicación o el consumo de suplementos que podrían no sernos adecuados.

Comentarios

LEER TAMBIEN